La UNAM se lleva en la piel y en las playeras también. Es por ello que la Máxima Casa de Estudiosdecidió lanzar una línea conmemorativa por su centenario.
Alcira Barrera, jefa del Departamento de Proyectos Especiales, comentó para Publimetro las razones por las cuales se inclinaron a darle un estilo urbano y juvenil a este festejo.
“Estábamos buscando algo que no se apegara a lo tradicional, algo que llamarala atención, que a los chicos les gustara y que fuera diferente”, señaló.
Además, la venta de estas playeras ha tenido una buena respuesta por parte de la comunidad universitaria y del público en general.
Para esta serie se recurrió a Miguel Ángel Rodríguez, director creativo y fundador de ¡Ay Güey!. Además es egresado de la FES Acatlán.
“Obviamente estoy muy contento y agradecido. De hecho, en la etiqueta dice ‘gracias a todo lo que nos ha dado la UNAM’, fue un extra mío poner la etiqueta, como egresado”, señala.
En las playeras se puede apreciar símbolos representativos de la centenaria universidad.
Entre ellos se en­cuentran el mural de Juan O’ Gorman de la Biblioteca Cen­tral, los planos arquitectónicos de Ciudad Universitaria, un “ciberpuma”, que representa una evolución de esos cien años.
Las playeras cuentan con un estilo street wear, propio de la marca, la cual proyecta una identidad mexicana a través del nombre y de la iconografía del país plasmada en sus diseños.
Además de los diseños, los materiales y la mano de obra de ¡Ay Güey! son 100 % mexicanos.
Y a todo esto, ¿por qué ¡Ay Güey!?. “Necesitaba algo que nos diera una identidad nacional a prueba de fuego. No hay algo que nos identifique más a los mexicanos que la palabra güey”, aclara su fundador.
Pero él quería que simbolizara admiración y sorpresa, para ello, agregó el Ay, formando una frase con la que cuentan la mayoría de los mexicanos dentro de su vocabulario.
Con 17 tiendas distri­buidas en la República Mexi-cana, con aras de expan­dirse más allá de las fronteras y con una nueva línea de ropa para niños y accesorios para dama por salir, a Miguel Ángel sólo le resta decir “¡Ay Güey!”.
July 24, 2014 by Alejandra Mejia